Cerca de 500 familias se benefician de atención integral en salud

Plan Toda una Vida entregó varias casas en Guayaquil.

GUAYAQUIL, Guayas.- Cándida Icaza no podía creer que el ofrecimiento que le hizo Rocío de Moreno, presidenta del Plan Toda una Vida, cuando visitó su hogar en la Cooperativa Jacobito Bucaram, al sur de Guayaquil, hoy es una realidad.

“Cuando me dijeron que me entregarían una casa yo no creía, hasta ahora me parece un sueño”, señala esta madre soltera que padece insuficiencia renal.

Hace dos meses Rocío de Moreno junto a “Las Manuelas” visitó su casa donde vivía en una sola habitación con sus tres hijos; y junto a ella su madre y su hermano. Luego de constatar la situación de extrema pobreza en la que vivía, el Gobierno inició una intervención integral para mejorar su calidad de vida y la de su familia.

Cándida recibió atención médica y se le entregó el carnet de discapacidad, además las brigadistas actualizaron el registro social para que califique al Bono Joaquín Gallegos Lara; y a través del trabajo intersectorial con las diferentes instituciones, recibió su nueva casa que cuenta dos habitaciones, sala, comedor y dos baños.

Además, la vivienda fue equipada con enseres para que esta familia inicie una nueva vida. “Ahora cuento con una vivienda con todas las comodidades y áreas verdes, donde mis hijos podrán desarrollarse y crecer felices. Estoy agradecida porque me han cumplido”, dice Icaza.

Su madre Martha Canto también recibió una nueva vivienda junto a la de su hija, ya que ella es quien cuida a sus nietos y a Cándida luego de que se somete a las diálisis tres veces por semana. (I)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *